domingo, 12 de junio de 2011

Llos nombres de los cómplices españoles del genocidio libio


Fuente:Lahaine


x Arturo Inglott


ERC, Inicitativa per Catalunya Verds, EQUO, CC.OO., UGT, artistas próximos al PSOE o Santiago Carrillo avalaron la operación militar


Aunque con escaso eco en los grandes medios de comunicación, este martes 7 de junio las agencias de prensa recogían la noticia de que los bombardeos de la OTAN sobre la capital de Libia habían provocado otros 29 muertos. Estas cifras fueron el resultado de uno de los días más intensos de ataques aéreos sobre Trípoli desde que la Coalición agresora comenzó sus operaciones en el mes de marzo. El pasado uno de junio, se conocía que estas operaciones habían causado la muerte de 778 civiles y 4.067 heridos entre el 19 marzo y el 26 mayo. Desde entonces, de nada han servido los ofrecimientos reiterados del presidente libio Muamar Gadafi para pactar un alto el fuego o la mediación efectuada por la Unión Africana con esta misma finalidad. Sin que prácticamente nadie parezca recordar ya que la excusa oficial para iniciar la guerra contra Libia se refería tan sólo al “establecimiento de una zona de exclusión aérea”, los bombardeos contra la población civil han continuado inmisericordemente. Según el portavoz del gobierno libio, Musa Ibrahim, la Coalición ha realizado ya más 60 ataques sobre el país africano. El miércoles 8, la ministra de de Defensa Carme Chacón confirmaba que el Gobierno socialdemócrata ha decidido continuar implicado en esta masacre y aprobará en su Consejo de Ministros “la prórroga indefinida” de la misión española en Libia. Casi de manera simultánea de la anuncia de la ministra, a OTAN anunciaba que ampliará la duración de su “campaña” en otros 90 días. En el Estado español quienes ofrecieron su apoyo a esta agresión militar - haciendo suya la coartada “humanitaria” fabricada para ocultar los intereses espurios de la intervención - mantienen ahora un silencio cómplice -y revelador- ante estos crímenes de guerra.