domingo, 7 de agosto de 2011

Comprender la guerra de Libia: 2.º Los verdaderos objetivos de Estados Unidos van mucho más allá que el petróleo

En este punto de nuestra reflexión, varios indicios permiten ya descartar definitivamente la tesis de la guerra humanitaria o de la reacción impulsiva ante los acontecimientos. Si Washington y París han rechazado deliberadamente toda negociación, si han estado "forjando" desde hace tiempo la oposición libia y preparado escenarios detallados de intervención, si los portaaviones estaban preparados desde hacía tiempo, listos para intervenir (como lo ha confirmado el almirante Gary Roughead, jefe de la US Navy: "Nuestras fuerzas ya estaban posicionadas frente a Libia", Washington, 23 de marzo), esta guerra no se decidió en el último momento como reacción a súbitos acontecimientos, sino que estaba planificada. Porque esta guerra persigue unos objetivos que sobrepasan muy de lejos la persona de Gadafi.

¿Cuáles ?

En esta guerra contra Libia, Washington persigue varios objetivos a la vez: 1- Controlar el petróleo. 2- Asegurar a Israel. 3- Impedir la liberación del mundo árabe. 4- Impedir la unidad africana. 5- Instalar la OTAN como gendarme de África.

¿Parecen muchos objetivos? Sí. Exactamente igual que en las guerras precedentes: Iraq, Yugoslavia, Afganistán. Una guerra de este tipo, efectivamente, cuesta mucho y supone riesgos importantes para la imagen de EE.UU. sobre todo si no logran ganarla. Si Obama desencadena una guerra así, es porque espera obtener importantes ganancias.

Artículo completo:
Granma.cu (Michel Colon)