martes, 13 de marzo de 2012

La Defensora del Espectador de TVE da acuse de recibo

Un mes después de que hiciéramos público el comunicado de protesta por la emisión del reportaje "Siria,  la lucha sin" por el programa de TVE Informe Semanal, se ha puesto en contacto con nosotros la Defensora del Espectador para hacer acuse de recibo del envío de nuestro comunicado e informarnos de que se lo envió, a su vez, a la directora del susodicho programa, adelantándonos que, en su opinión, el reportaje se ajustaba a la "buena práctica profesional" (al respecto confunde el título del reportaje, pero suponemos que se referirá al mismo que nosotros ya que, después de este, TVE a reincidido en la misma línea periodística en siguientes documentos televisivos).

Por nuestra parte, seguimos poniendo en duda la "práctica profesional" de TVE a la hora de abordar este y otros asuntos de política internacional que afectan a la soberanía de los países y a la relación de los pueblos del Estado español con otros pueblos del mundo.

Volvemos a agradecer la acogida que nuestro comunicado tuvo en los medios de comunicación alternativos; siendo ejemplificadora de las posturas existentes en torno a la denominada "primavera árabe" la respuesta que dio Santiago Alba Rico al comunicado y que, a su vez, generó otras respuestas dentro y fuera de la plataforma, entre ellas, la de un nuevo comunicado por nuestra parte.

Tanto aquel comunicado de protesta como la existencia misma de nuestra plataforma vienen a manifestar la diversidad de posturas en torno a la llamada "primavera árabe" y que, desde luego, por nuestra parte nos oponemos a cualquier forma de bloqueo y de incitación a la violencia para resolver los conflictos del mundo árabe y de cualquier otra región del planeta.

La paradójica respuesta que una parte de la izquierda ha dado a los escenarios de guerra provocados, desde nuestro punto de vista, por el imperialismo ya recibió una consideración, por nuestra parte, en noviembre pasado, a propósito de la finalización de las operaciones militares de la OTAN en Libia (que no de las acciones particulares de los ejércitos que la integran: efectivamente, según Libia FM, 6.000 soldados de Estados Unidos habrían desembarcado en Libia, y no 12.000, como decía Alba Rico cuando denunciaba las exageraciones de los medios anti-imperialistas, con el objetivo de asegurar la explotación del petróleo). Pero volviendo a lo que decíamos en noviembre:

"La izquierda europea, particularmente, debería hacer un ejercicio de reflexión muy importante con respecto a su posicionamiento sobre los conflictos internacionales provocados y desencadenados en beneficio de la globalización capitalista. Mantenerse en posturas equidistantes o de superioridad moral, además de resultar engañoso, sirve a los intereses económicos y políticos del imperialismo. En la hora de la verdad de denunciar las guerras imperialistas y apoyar la paz, o seguir displicentemente las consignas de los centros de poder político, económico y mediático del capitalismo mundial, constatamos cómo ciertos sectores de la intelectualidad progresista hacen suyas las consignas del imperialismo e, incluso, las refuerzan."

La verdad, no sólo nos hace libres, también nos hace más fuertes y nos reafirma en la causa del anti-imperialismo.