viernes, 17 de junio de 2016

Nada es lo que parece

Que se produzca un atentado mortal contra un político "de izquierda" por un presunto militante "de derecha" en el Reino Unido, a una semana que se termina campaña para el referéndum sobre la continuidad o no de ese Estado en la Unión Europea, no es casual, como no lo fue el atentado del 11 de marzo de 2004 en Madrid a pocos días de las elecciones generales en España (atentado sobre el que inmediatamente se barajaron dos líneas de investigación, ETA o los islamistas, pero sobre el que no parezca que haya dudas a juzgar por estos vídeos: https://www.youtube.com/user/yavaapareciendo7654/videos). 

¿Cuántos asesinatos como los de Brabante (Bélgica), en la década de 1980, nos quedan por ver en Europa? La estación de Bolonia en 1980, el despacho de abogados laboralistas de la calle Atocha en Madrid en 1977; los atentados islamistas en Paris en noviembre pasado. Nadie habla de nuevos atentados en Francia a propósito del campeonato europeo de fútbol, todo el mundo da por supuesto una gran seguridad policial, sin embargo las hinchadas de Inglaterra (Reino Unido) y Rusia se enfrentan criminalmente en las calles de Marsella; Rusia es el enemigo (no el adversario) económico, político y militar de Occidente (Unión Europea, Estados Unidos y Canada, hermanados en la OTAN).

Un avión civil de la compañía Germanwings (filial low cost de Lufthansa, "la aerolínea más grande de Europa") se estrelló en los Alpes suizos en marzo de 2015, y la culpa del suceso se echó al copiloto, entre las víctimas del siniestro. Otros apuntaron más bajo, o para ser precisos, a la panza del avión: http://www.periodistadigital.com/america/legislacion-y-documentos/2015/04/10/fue-derribado-el-avion-de-germanwings-por-un-rayo-laser-de-la-otan.shtml

Pero será la versión oficial la que impere, difundida por los medios de comunicación, adoptada por la ciudadanía, machacada por los portavoces oficiales del Estado y las grandes empresas, será la versión oficial finalmente asumida, porque hay que vivir, y el muerto al hoyo y el vivo al bollo, aunque sea en medio de un paraje radiactivo, moral y económicamente tóxico, con grandes amenazas para su supervivencia de la propia especia humana (*).

Pero, cambiando de tema, ¿cómo iba la intención de voto en el referéndum británico hasta el atentado del jueves (a una semana justa de la cita con la consulta popular) (**)? --las élites británicas son tan cabronas como cualquier otra élite/establisment socio-político, que se cubren las espaldas dejando cadáveres si es preciso por el camino. Para dar la vuelta al referéndum de la OTAN en España fue preciso que apareciera el presidente del Gobierno, Felipe González, el viernes por la noche en televisión (a dos días de la consulta) para lanzar un mensaje catastrofista a la población de las consecuencias de que ganará el no en el referéndum. En el 2004, para desempatar al PP y el PSOE una mano interesada en el resultado tuvo que poner las bombas, y luego las cloacas del Estado se encargaron de destruir las pruebas y emborronar la escena del crimen (http://blogs.libertaddigital.com/enigmas-del-11-m/el-articulo-postumo-de-fernando-mugica-14058/). En todos los Estados (en cuanto aparatos burocráticos de monopolio del poder político y la violencia) hay cloacas, bajos fondos, asuntos turbios, mercenarios, confluencia entre la policía, el espionaje y la delincuencia común y/u organizada; la razón de Estado que se impone, y deja ciego eventualmente, al Estado de derecho; en aquellos países en que la "razón de Estado" doblega por completo al Estado de derecho, estamos ante una dictadura o régimen totalitario, en aquellos casos en que el Estado de derecho resiste con todas sus fuerzas a la razón de Estado, estamos ante una democracia o régimen de libertades (http://www.libertaddigital.com/opinion/javier-gomez-de-liano/todavia-hay-jueces-en-estrasburgo-79274/) --me ahorro discernir entre Estado capitalista-burgués y socialista-obrero, directamente en un Estado obrero no debería tener cabida la razón de Estado, la realidad nos dice una cosa diferente.



El UKIP (en español sus siglas significan "Partido por la Independencia del Reino Unido") es una escisión del partido conservador británico (los "Tories"), thatcheristas hasta la médula, precisamente su escisión se debe a la defenestración del thatcherismo del partido conservador en 1990. Y como Thatcher, son, efectivamente, euroescépticos (como lo es una buena parte de la opinión pública británica). Como Felipe González en los 80 en España, David Cameron lanza la idea del referéndum para silenciar a sus rivales al interior de su propio partido y consolidar el liderazgo político de los tories en el Reino Unido. Con mucho apuro y juego sucio, puede que lo consigue --pero, en fin, a la Corona que ha mantenido doblegada a Irlanda durante más de cinco siglos no le vamos a pedir que "juegue limpio" (***).


Ahora, canallas de Rebelión, me copiaís la forma y el fondo de este articulito, que sepáis que nunca escribo para vosotros ni para los parásitos izquierdistas que hundieron el conjunto de la Izquierda española.
---
(*) Acabo de ver la referencia periodística a un acto público de Unidos-Podemos, deplorable: Ya sólo buscan asegurar su puesto de trabajo "político". La Izquierda ha muerto, y lo peor de todo es que se ha llevado por delante al "partido comunista". Sólo podemos preguntarnos a continuación, de la misma manera que Baudrillard se preguntaba por la "realidad", si alguna vez existió la Izquierda, y se apoderará de nosotros una gran melancolía. Alguno podrá responder, "pero así se hace algo", y habrá que preguntar si eso es hacer algo o remover el lodo. La melancolía surge del recuerdo por un objeto imaginario que se cree perdido, y tiene como consecuencias la violencia volcado hacia el mundo (ira) o hacia el interior (depresión).

(**) Se ha reportado este viernes de otro ataque contra un diputado del partido laborista en el Reino Unido. Si estos atentados no están planeados, que venga D-s y lo veo, o es que la cerveza británica tiene más grados de alcohol que de costumbre. Siempre se puede sacar de la manga una teoría ajustada como la del efecto-contagio", justo ahora que el pueblo británico estaba más cerca de salir de la Unión Europea. Ahora mismo me tomaba una pinta en honor del UKIP, esos sí que tienen lo que hay que tener.

(***) Los comentaristas de 13TV, cadena a la que antes Iglesias y Monedero perdían el culo por acudir, especulan con lo que pasaría si se saliera, ya no de la zona euro, sino de la Unión Europea Inglaterra para la propia Unión Europea; evidentemente las consecuencias para la confederación de países serían graves, y especialmente lo sería para para la Eurozona, el planteamiento de la Unión Europea como mercado de capitales, trabajo, bienes y servicio se vería enormemente dañado, comenzando su descrédito en el mundo y menoscabo como espacio político-económico propio. Por esa razón, el viejo Capitalismo y los viejos poderes del Estado tienen sus mecanismos para corregir el rumbo cuando no les conviene el designio que se puede tomar; esto vale para que los izquierdistas, y especialmente los trotskistas, se dejen de fantasías y tomaduras de pelo, cuando hace falta el Capitalismo-monolista-de-Estado ejerce su autoridad en última instancia, así que más respeto cuando se pretende "reformarlo".

 
El lider del UKIP, Nigel Farage, sufrió un accidente de avioneta en plena campaña de las elecciones generales británicas de 2010